Ser perfectos no implica ser mejores

Black-haired athlete listening to music while running out of underground parking lot, back view
«¿El perfeccionismo en el entrenamiento de atletas y entrenadores predice el rendimiento de los atletas?»

Esta es una cuestión que los deportistas y entrenadores actuales perseguimos días tras
días.

Hoy en día tenemos una cantidad de materiales, conocimientos o profesionales del sector que nos pueden ayudar a mejorar nuestra capacidad deportiva. Y no sólo en el deporte de alto nivel, sino en el deporte amateur, donde muchos de los mencionados invierten mucho dinero en formación, material o profesionales que les ayuden a mejorar su versión.

Todas estas herramientas están cada vez más accesibles y han difuminado las diferencias que había entre profesionales y aficionados.

No es extraño encontrar en cualquier competición gente con el material de un profesional, sus mismos recursos de entrenamiento y a un nivel de investigación igual o superior. El mundo amateur se ha vuelto cada vez más profesional, pero ¿hasta qué punto es esto favorable?

 

¿QUÉ ES EL PERFECCIONISMO?

El agotamiento es algo con «impacto negativo en la motivación, el rendimiento y la salud mental de los atletas». Por eso, durante mucho tiempo, se han investigado los posibles factores que facilitan el desarrollo del agotamiento en los deportistas.

¿Pero a qué nos referimos cuando hablamos de perfeccionismo? El perfeccionismo es un rasgo de personalidad caracterizado por estándares personales excesivamente altos y evaluaciones demasiado críticas, llevadas a límites incomparables entre un profesional y un amateur.

 Los estudios dicen que podemos diferenciar 3 dimensiones del perfeccionismo:

La primera habla del perfeccionismo orientado hacia uno mismo, «la creencia de un individuo de que luchar por la perfección y ser perfecto son parte integral de uno mismo».

La segunda es el perfeccionismo prescrito socialmente, que «refleja la percepción de un individuo de que otros le imponen estándares perfeccionistas y tienen expectativas perfeccionistas que debe cumplir». 

Por último, la dimensión final, «el perfeccionismo orientado a los demás, refleja la tendencia a imponer los propios estándares perfeccionistas a los demás».

VIVENCIAS PERSONALES

Como deportista de alto nivel, habiendo competido recientemente en un mundial de duatlón, campeonatos de España de Duatlón Cross, Campeonatos Regionales y Nacionales de Cross y pudiendo compararme y como todos decimos poder medirnos con los grandes de cada deporte he experimentado una serie de sensaciones que contaré más adelante, pero si las tuviera que resumir en una palabra sería ¨SER ECUÁNIME¨.

 Y como entrenador de deportistas amateur, puedo decir que el ser perfecto y mejorar lo separa una línea muy fina que podemos sobrepasar fácilmente.

 

CONCLUSIONES

Esto ha sido un estudio personal, interpretado por mí mismo siendo entrenado por un centro de entrenamiento ubicado en Cáceres y siendo entrenador de un ciclista amateur, que únicamente quiere mejorar su versión en carreras populares. Poniendo en contexto todas las cosas nombradas en las páginas anteriores y su puesta en práctica he llegado a las siguientes conclusiones:

Como deportista he hecho el mejor año en cuanto a resultados, números entrenando y sensaciones.

Esto me ha llevado a estar en las mejores líneas de salida de los campeonatos nacionales e internacionales, pero como he llegado hasta eso; a base de seguir los entrenamientos de mi coach, pero siendo sinceros también he tenido veces que me he excedido entrenando, haciendo los entrenamientos más duros de lo que tocaba en ese momento y con esto llegué a la conclusión de varias cosas:

1- No mejoraba el rendimiento por hacer esos entrenos de más, sino que me daba más fatiga para afrontar días importantes en los que si que era importante que los números salieran, pero yo era feliz haciéndolos.

2- Me ponía en el contexto de lo que era sobreentrenar a un deportista, en mi caso, a mí mismo.

3- Yo me refugiaba en mis palabras de… ¨Pero yo sé lo que es sufrir y sufrir día a día¨ , sabiendo que no me hacía mejorar.

Y como entrenador tengo la misma experiencia con mi cliente, mismas sentencias que yo me daba a mí mismo.

Con esto quiero que os pongáis en el supuesto que llevar cualquier cosa a rajatabla no supone mejorar, sino llevar un control perfecto de lo que tú estás haciendo.

Y mejorar lo podemos llevar a cualquier ámbito de la vida, sea profesional o personal.

A base del deporte yo he ido modelando mi conducta y personalidad para llegar a ser la persona que soy hoy en día, ni perfecta, ni mejor, solamente aprovechando cada momento para que sea perfecto y mejore al anterior.

Y a nivel deportivo es importante comprender y lo mencionaba antes el concepto de… SER ECUÁNIME , mantener la serenidad en todo momento, ya sea malo, bueno o intermedio y pensar que cualquier día bueno suple a miles malos y que son por esos días por los que me levanto.

 

PROFESORA: Aitor Ramírez

(111 visitas)
Call Now Button911 766 620